Comúnmente se suele escuchar que la caída del cabello se produce en los meses de otoño, pero en realidad las personas que vivimos en un clima mediterráneo realizamos el recambio fisiológico de pelo entre los meses de junio y noviembre.

Por eso si notas una pérdida excesiva de cabello prolongada es el momento de realizarse un estudio y determinar si la cantidad de pelo en crecimiento y en caída es normal.

Si esa caída de pelo no es normal este estudio determinará la clase de alopecia que tienes y cual sería el tratamiento más adecuado.

Las enfermedades de cuero cabelludo relacionadas con la caída del pelo se pueden clasificar en cicatriciales o no cicatriciales. En el caso de las cicatriciales, el pelo que se cae o se pierde precede a un tejido cicatricial en la piel que impide la salida de un nuevo cabello. En estos casos los tratamientos van encaminados a frenar el avance de la enfermedad. En cambio, cuando las alopecias no son cicatriciales, los tratamientos médicos van encaminados recuperar parte o la totalidad del pelo.

En CDE contamos con diferentes tratamientos para combinarlos según la patología del paciente:

Es el más importante, debe pautarlo un médico y se realiza en casa durante un mínimo de 4 meses. Normalmente, el tratamiento consiste en la aplicación de formulaciones magistrales tópicas a base de minoxidil y otros principios activos, nutricosméticos y medicamentos específicos por vía oral para hacer el tallo del pelo fuerte y recuperar en la medida de lo posible el pelo. El tratamiento médico es el único capaz de recuperar el pelo.

1 – La mesoterapia capilar: Consiste en infiltrar de forma intradérmica diferentes complejos de vitaminas y aminoácidos para aportar nutrientes al bulbo piloso y conseguir así una mejor materia capilar.

2- Plasma rico en factores de crecimiento PRP: Una tecnología biomédica dirigida a estimular la regeneración de los tejidos mediante la aplicación de los factores de crecimiento y oras proteínas presente en el plasma sanguíneo.

Las personas que vivimos en un clima mediterráneo realizamos el recambio fisiológico de pelo entre los meses de junio y noviembre.


En CDE utilizamos plasma endoret® el único que asegura una concentración óptima de plaquetas y contiene una formulación libre de leucocitos, lo que evita la inflamación y el dolor. 3 – Fototerapia con luces LED: Un buen apoyo médico ya que gracias a su penetración en las capas profunda de la piel podemos obtener distintos objetivos.

Debe ser el profesional médico el que indique al paciente si es o no candidato para la realización de trasplante de folículos. Para poder realizarse esta operación el paciente debe cumplir unos requisitos como tener buena densidad y pelo grueso en la zona donante, ser mayor de 25 años, estar estabilizado con tratamiento médico y que tenga unas expectativas realista de los resultados que puede ofrecer esta operación.

Esos resultados los podemos calcular gracias a Fotofinder, una tecnología que calcula automáticamente la superficie, el número de pelos, la densidad capilar, la longitud médica, la tasa telógena/anágena, el número, la densidad del vello, los pelos terminales, el grosor del pelo y las unidades foliculares.

Si notas una pérdida excesiva de cabello prolongada durante más de 6 meses, ponte en manos cualificadas cuanto antes. Un exhaustivo estudio determinará si la cantidad de pelo en crecimiento y en caída es normal. Cuanto antes se empiece el tratamiento, más probabilidad tendrás de mantener el pelo o de recuperarlo, siempre en función del diagnóstico y por supuesto de la evolución particular de cada paciente.

Web