El primer trimestre del año se suele hacer muy largo. Muchos días sin ningún festivo, que pueden aumentar los niveles de estrés laboral. Además, en estas fechas la presión por cumplir con plazos ajustados, las demandas crecientes y tener unas expectativas elevadas generan tensiones lo que produce un impacto negativo a nivel físico como mental

Y como explica Jorge Buenavida, psicólogo de BluaU de Sanitas

  • Ignorar el estrés puede llevar a una disminución de la satisfacción laboral y, en última instancia, a un agotamiento profesional.
  • Además, afecta a las relaciones personales y la calidad de vida en general.

Por ello, es importante reconocer y abordar este problema de manera proactiva, ya sea a través de estrategias personales, como la gestión del tiempo y la búsqueda de apoyo, o mediante la comunicación abierta en el entorno laboral para buscar soluciones”. 


El estrés puede provocar o acrecentar los dolores de cabeza. Yanalya. Freepik.


El impacto del estrés sobre la salud es importante y muy variado. Las personas que lo sufren pueden ver como aumentan o aparecen:

Todo ello hace que aumente la vulnerabilidad a las infecciones, tensión muscular o problemas dentales

Respecto a este último punto es muy habitual que “las situaciones de tensión prolongada pueden originar malos hábitos como el bruxismo, una acción que consiste en apretar o rechinar los dientes involuntariamente”.

Esta costumbre, a su vez, como señala Lorena Trinidad, odontóloga de Sanitas Dental.

  • “Desencadena otra serie de problemas dentales como desgaste del esmalte, sensibilidad dental, enfermedades en las encías como gingivitis o periodontitis y, en casos extremos, hasta daño en las articulaciones temporomandibulares”. 

El estrés laboral está detrás de muchos casos de bruxismo. Karlyukav. Freepik.


Precisamente para evitar que el estrés laboral derive en todo este tipo de molestias, el psicólogo Jorge Buenavida y el médico Efraín López, de BluaU de Sanitas facilitan una serie de consejos para tratar de gestionar mejor la tensión derivada del trabajo: 

  • Comunicación abierta y resolución de conflictos.

Una de las claves para manejar el estrés en el trabajo es tener un trato transparente y la capacidad para abordar enfrentamientos de manera constructiva con los compañeros. 

Actuar de esta forma ayuda a rebajar “las tensiones y se fomentan relaciones positivas”, señalan los especialistas. 

  • Tomarse descansos breves y organizar mejor el tiempo.

Las pausas a lo largo de la jornada, aunque sean cortas, ayudan a prevenir la fatiga y el agotamiento

Si se logra establecer un equilibrio adecuado entre el trabajo y el descanso, aumenta la productividad y aminora la presión constante.

  • Establecer límites y prioridades.

Asumir que no se puede llegar a todo y que, probablemente tampoco sea necesario hacerlo, permite evitar la sobrecarga de tareas. Además, identificar las prioridades hace que se afronten de forma más eficaz. Con todo ello se “merma la sensación de agobio y se promueve un equilibrio entre el empleo y la vida personal”, señalan.


Dedicar tiempo a hobbies es esencial para mantener el equilibrio vital. FREEPIK


  • Prácticas de mindfulness y respiración profunda.

Si ya hay estrés, estas dos prácticas son una buena manera de reducirlo y centrar la mente en el momento presente. Además, estas prácticas ayudan a mantener la calma y a perfeccionar la toma de decisiones en situaciones complejas. 

  • Establecer rutinas saludables.

Como lo físico y lo mental están íntimamente relacionados es esencial incorporar hábitos saludables en la vida diaria, como una dieta equilibrada, ejercicio regular y un buen patrón de sueño. 

Todo ello va a ayudar a mejorar el bienestar general aportando más fuerza mental y física, así como claridad para afrontar los desafíos del día a día. 

Entre todos estos buenos hábitos, los expertos destacan especialmente el ejercicio físico porque “ayuda a liberar endorfinas, menguando el nerviosismo y mejorando el estado de ánimo”. 

Te puede interesar:

REUMATOLOGÍA

Qué es la artrosis, cómo nos puede afectar y por qué no se debe confundir con la artritis

PSICOLOGÍA Y NUTRICIÓN

¿Por qué nos gustan tanto los ultraprocesados? ¿Son tan adictivos como el alcohol y el tabaco?

NEUROLOGÍA

Párkinson: ¿Se puede prevenir esta enfermedad que afecta al 2% de los mayores de 65 años?


  • Buscar actividades de ocio.

En línea con la anterior recomendación, dedicar tiempo a practicar aquellas actividades lúdicas que nos gustan es esencial para mantener el equilibrio vital. Además, ayudan a reforzar la autoestima y nos ayudan relativizar.